Newsletter Ellalabella

Ellalabella

Un gran girasol floreció hace unas semanas en medio del Parque Bicentenario para conectarnos al mundo

21 de abril de 2014
PinterestGoogle+TwitterFacebook

Una flor gigante entrega conectividad a base de energía solar y de manera sustentable

Proyecto gratuito se expandirá por parques y plazas:

La idea surgió de tres jóvenes amigos que unieron el diseño, la funcionalidad y el uso de energías renovables. Hace dos semanas comenzó a funcionar en el Parque Bicentenario.

Un gran girasol amarillo floreció hace unas semanas en medio del Parque Bicentenario de Vitacura, en Santiago. Es el primero de un ramillete de 30 módulos similares, de alrededor de tres metros de altura, que se instalarán en otros parques y plazas de la comuna, como parte del proyecto “Bee Solar”, que ofrece conexión wifi gratuita y cargadores públicos para celulares y otros dispositivos pórtatiles.

Paneles solares ubicados en medio de los pétalos se encargan de recoger la energía que hace funcionar a todo el sistema, que también incluye pequeñas paletas publicitarias interactivas, cuya venta servirá para sustentar el proyecto.

La iniciativa surgió de tres jóvenes ingenieros y ex compañeros de la Universidad Federico Santa María de Valparaíso -Francisco Urra, Daniel Díaz y Rodrigo Balderrama-, que decidieron unir el diseño, la funcionalidad y el uso de energías renovables. “La idea parte de conversaciones sobre cómo entregar servicios de internet y wifi de una forma original y de manera sustentable”, cuenta Francisco.

Gracias a recursos propios y el financiamiento del programa Innova Chile de Corfo, materializaron los prototipos iniciales que dieron vida a la primera etapa del proyecto Beesolar.cl en Vitacura, que luego se extenderá a Lo Barnechea y Viña del Mar. Desde allí, sus creadores esperan “polinizar” la idea hacia otras comunas y ciudades del país.

“Queremos extendernos a otras municipalidades y a universidades. Además, estamos trabajando con Fundación Mi Parque para identificar los lugares con mayores niveles de seguridad en sectores de estratos sociales de menores recursos”.

Sin interrupciones Francisco, Daniel y Rodrigo esperan que la iniciativa se expanda por el país, favoreciendo la conectividad y cuidando el medio ambiente: una sola flor puede dar conexión a diez personas en promedio. La señal tiene un alcance de hasta 40 metros. Los paneles están conectados a dos baterías que se cargan durante el día, permitiendo que el servicio funcione sin interrupciones en la noche y en días nublados.

Alrededor de una docena de cargadores y entradas USB permiten conectar diversos modelos de celulares y otros dispositivos portátiles. Y para hacer más cómoda la experiencia, alrededor de la flor hay mesas y asientos para cuatro personas, que les permiten acceder a internet de manera inalámbrica o realizar otras tareas, mientras cargan su dispositivo móvil.


 

Increíble proyecto!!!!!

“La Sociedad Florece”

Fuente: El Mercurio

imagenes de: ellalabellaMás información: http://beesolar.cl/

COMENTA EL POST