Newsletter Ellalabella

Ellalabella

“Volver a Tejer” proyecto que busca volver a nuestras raíces y valorar el trabajo hecho a mano

6 de julio de 2015

“Volver a Tejer” proyecto que busca volver a nuestras raíces y valorar el trabajo hecho a mano

“Volver a tejer” es el desafío.  El proyecto que promueve la INDAP y Fundación ONA con las tiendas París, trae al retail ovillos de lana fabricados por artesanas de la Araucanía, lana hilada a mano. La raíz de nuestra cultura y nuestras costumbres, llega a las vitrinas como producto no final y consigue que el consumidor acabe el ciclo y retome las prácticas olvidadas en su cajón. Es la amalgama elocuente entre tradición y vanguardia.

Por Natalia Vidal Toutin

Volver a Tejer

Allí están sobre la vitrina ordenadas por colores. Una bolsa tras otra. En su interior, dos ovillos de lana hilada a mano, dos palillos y un tutorial. Se les ve instaladas, bien coquetas para tentar las ganas de volver a tejer sobre un mezón de París. Sí, a mano. Resulta que los ovillos y sus respectivos palillos de madera nativa, no provienen de grandes máquinas de producción masiva y estamos hablando de la era vanguardista del 2015. Son del Proyecto “Volver a tejer”, iniciativa que unió a la INDAP, Fundación ONA y París en la búsqueda de unir el mercado de nuestros tiempos a la fabricación artesanal. A través del hilado de lanas importadas, que terminan en la vitrina vestidos de atractivos ovillos que se abren espacio en la tentación de su público objetivo, la mano del sur de nuestro país se hace presente en las grandes tiendas. “Lo choro y destacable es que llegamos al retail con un producto que no es final”, con esa simpleza resume una de las virtudes del emprendimiento, Simón Subercaseaux, Director de la agencia Subercaseaux.

Lanas-Volver-a-Tejer-Paris-Indap-FOna

Vienen con un tutorial, un manual de instrucciones para que usted se fabrique su propia prenda. ¿De dónde y cómo? algunas toneladas de vellón vinieron a parar al sur de Chile, para que alguien se hiciera cargo de hilar y teñir tal cantidad de lana sin procesamiento alguno.

Llámelo usted como quiera: proyecto de responsabilidad social, oportunidades laborales, capacitaciones, iniciativa modernizadora o aprovechamiento de recursos humanos hasta ahora vírgenes. La verdad es una sola: ese producto textil primario, es un rescate identitario, una oportunidad a la tradición perdida y una robusta y enorme puerta que se abre a la artesana para traerla al mercado del 2015.

El escritor y periodista mexicano, Carlos Fuentes dijo una vez que “para crear debes estar consciente de las tradiciones, pero para mantener las tradiciones debes de crear algo nuevo”, esa es la misión que se ha propuesto el equipo de 11 personas que lanzó la idea del “Volver a tejer”. “Hay dos incentivos. Uno, que la gente compre y vuelva a tejer. Dos, mejorar las capacidades productivas y acercar el retail a un segmento que no está en él y lo desconoce como mercado”, explica Simón respecto de los lineamientos iniciales que hoy traen el éxito del emprendimiento a pensar en una segunda patita.

11000192_10152945245332736_7188747286124963788_n

Lo que viene del Norte

El previsto lanzamiento tendrá su fecha en octubre y lo han denominado “El poder de la cosmovisión de las culturas andinas”. Lo traslada directamente a traer a su memoria, o trabajar en ella, la cultura de los pueblos Aymara y Quechua. El animal abanderado será  la llama y sobre su delicado, grueso y costoso pelaje, trabajarán 11 agrupaciones de artesanas de la INDAP.

El objetivo ya no serán bolsas, sino cajas. Tres tonalidades distintas, en cada una, un solo concepto. El cosmos, con blancos, azules y grises. La pachamama con los derivados del camel y el palo rosa. Y carnaval, mix de colores intensos que arman fusión y la explosión de una fiesta.

Captura-de-pantalla-2015-04-20-a-las-22.24.55

El Futuro

“El sueño es crear un banco de lana en Chile”

El kilo de lana de llama y alpaca es muy costoso y rentable, así lo saben en Europa, otros continentes y nuestros vecinos peruanos. Y para allá va la cosa. “Estimular vía políticas públicas la selectividad del tipo de lana y luego comprar a sus productores para que nuestros artesanos las reciban sin costo para hilarlas y teñirlas”, describe Simón. Nada más perspicaz. Así suena. Buena materia prima, artesanos instruidos y capacitados para producirla, red de contacto con diseñadores nacionales o internacionales para la compra venta de ovillos y rescate del concepto del tejido, que vive en las raíces de nuestra idiosincrasia.

 11168454_10152945245297736_1638553725577185765_n Lanas-Volver-a-Tejer-Paris-Indap-FOna1Cardadora-Volver-a-Tejer-Paris-Indap-FOna

 

Bello y conmovedor proyecto,  admirable!!!

COMENTA EL POST